Trastornos de la Personalidad: Entendiendo las Diferentes Tipologías

Encuentra un psicólogo y reserva hora
Selecciona una fecha para tu cita, tu previsión y sucursal de preferencia
Planyo online booking system

Citas Online

Citas Presenciales

Bajos Aranceles

Fonasa e Isapre

Los trastornos de la personalidad son un tipo de trastorno mental que se caracteriza por un patrón duradero de experiencia interior y comportamiento que se desvía notablemente de las expectativas de la cultura del individuo. Estos individuos pueden tener dificultades para mantener relaciones, comprender diferentes puntos de vista y sentir empatía por los demás. Existen varios tipos de trastornos de la personalidad, cada uno con su propio conjunto de síntomas, comportamientos y causas.

¿Qué son los trastornos de la personalidad?

Los trastornos de la personalidad se agrupan en tres grupos diferentes: grupo A, grupo B y grupo C. Los trastornos de la personalidad del grupo A se caracterizan por tener un comportamiento extraño o excéntrico, o poco habitual. Estos trastornos de la personalidad incluyen: el trastorno paranoide de la personalidad, el trastorno esquizoide de la personalidad y el trastorno esquizotípico de la personalidad.

Los trastornos de la personalidad del cluster B se caracterizan por tener un comportamiento dramático, emocional o impredecible. Estos trastornos de la personalidad incluyen el trastorno límite de la personalidad, el trastorno histriónico de la personalidad, el trastorno narcisista de la personalidad y el trastorno antisocial de la personalidad.

Los trastornos de la personalidad del cluster C se caracterizan por tener un comportamiento ansioso o temeroso. Estos trastornos de la personalidad incluyen el trastorno de la personalidad por evitación, el trastorno de la personalidad dependiente y el trastorno obsesivo-compulsivo de la personalidad.

Síntomas y comportamientos de los trastornos de la personalidad

Cada tipo de trastorno de la personalidad tiene su propio conjunto de síntomas y comportamientos. El trastorno paranoide de la personalidad, por ejemplo, se caracteriza por la desconfianza, la suspicacia y las creencias infundadas sobre la lealtad de los demás. El trastorno esquizoide de la personalidad se caracteriza por la falta de interés en las relaciones sociales o íntimas y por tener bajos niveles de expresión emocional. El trastorno esquizotípico de la personalidad se caracteriza por tener pensamientos, habla y comportamiento inusuales.

El trastorno límite de la personalidad se caracteriza por tener emociones intensas y miedo al abandono. El trastorno histriónico de la personalidad se caracteriza por la búsqueda de atención y la necesidad de aprobación. El trastorno narcisista de la personalidad se caracteriza por sentirse con derechos, arrogante y con un sentido exagerado de la propia importancia. El trastorno antisocial de la personalidad se caracteriza por la falta de consideración hacia los derechos de los demás y por tener poca o ninguna empatía.

El trastorno evasivo de la personalidad se caracteriza por tener baja autoestima y miedo al rechazo. El trastorno de personalidad dependiente se caracteriza por una necesidad excesiva de ser atendido y por necesitar aprobación para sentirse seguro. El trastorno obsesivo-compulsivo de la personalidad se caracteriza por una necesidad extrema de control y una necesidad excesiva de organización.

Causas de los trastornos de la personalidad

No se conocen bien las causas de los trastornos de la personalidad, pero en general se cree que en su desarrollo interviene una combinación de factores genéticos y ambientales. Las experiencias de la primera infancia de un individuo, como el abuso o la negligencia, pueden aumentar el riesgo de desarrollar un trastorno de la personalidad, al igual que los acontecimientos estresantes o traumáticos. También se cree que la genética desempeña un papel en el desarrollo de los trastornos de la personalidad, pero no se ha identificado ningún gen que sea responsable de todos los trastornos de la personalidad.

Tratamiento de los trastornos de la personalidad

Tratar un trastorno de la personalidad es un reto, ya que la mayoría de las personas que lo padecen no buscan tratamiento. Sin embargo, la psicoterapia, o terapia hablada, puede ser una opción de tratamiento eficaz para muchos individuos con un trastorno de la personalidad. Durante la terapia, la persona puede trabajar con un terapeuta para identificar las pautas de pensamiento y comportamiento que le causan angustia, y desarrollar formas nuevas y más adaptativas de pensar y comportarse.

Además de la psicoterapia, pueden recetarse medicamentos para aliviar los síntomas de un trastorno de la personalidad. Por ejemplo, pueden recetarse antidepresivos o antipsicóticos a las personas con trastorno límite de la personalidad. Para que sean más eficaces, los medicamentos deben tomarse tal como los prescriba el médico, y hay que vigilar estrechamente al paciente por si aparecen efectos secundarios.

Conclusión

Los trastornos de la personalidad son un tipo de enfermedad mental que se caracteriza por un patrón duradero de experiencia interior y comportamiento. Hay distintos tipos de trastornos de la personalidad, cada uno con su propio conjunto de síntomas, comportamientos y causas. La psicoterapia, o terapia de conversación, es una opción de tratamiento eficaz para muchas personas con un trastorno de la personalidad. Además de la psicoterapia, pueden recetarse medicamentos para ayudar a aliviar los síntomas de un trastorno de la personalidad. Es importante recordar que los trastornos de la personalidad son tratables y que las personas con un trastorno de la personalidad pueden llevar una vida satisfactoria y productiva.

Comparte:

Realiza un Test:

Para leer: