Trastorno de Personalidad Múltiple: Síntomas y Tratamientos

Encuentra un psicólogo y reserva hora
Selecciona una fecha para tu cita, tu previsión y sucursal de preferencia
Planyo online booking system

Citas Online

Citas Presenciales

Bajos Aranceles

Fonasa e Isapre

El Trastorno de Personalidad Múltiple (TPM) es un estado psicológico poco frecuente en el que existen dos o más personalidades distintas y separadas en un individuo. El TPM también se conoce con el nombre actual de Trastorno de Identidad Disociativo (TID). Las personas con TID suelen tener otros problemas de salud mental y pueden experimentar problemas importantes en el funcionamiento diario, como problemas de memoria, regulación de las emociones, sueño e incluso tendencias suicidas.

Síntomas del Trastorno de Personalidad Múltiple

La mayoría de las personas con TID experimentan episodios recurrentes de amnesia y cambios emocionales significativos, que pueden dificultar el mantenimiento de relaciones estables. Otros síntomas frecuentes del TPM son:

  • Depersonalización, en la que el individuo se siente como si no estuviera conectado a su propio cuerpo o experimenta una sensación de irrealidad sobre el mundo que le rodea.
  • Desrealización, en la que el individuo se siente como si el mundo que le rodea no fuera real o se siente alejado del mundo real de alguna manera.
  • Estados de identidad alterada, en los que diferentes personalidades se turnan para controlar el comportamiento del individuo.
  • Pérdida de memoria, con sentimientos de haber perdido el tiempo.
  • Sentirse desconectado de la realidad o que la vida es irreal.
  • Dificultad para concentrarse o tomar decisiones.
  • Estado de ánimo depresivo.
  • Dificultad para dormir.
  • Irritabilidad y agresividad.
  • Comportamiento autolesivo, como cortarse o quemarse.
  • Pérdida de memoria de acontecimientos, personas y objetos concretos.

Es importante señalar que no todas las personas con TID presentan todos estos síntomas. Los síntomas del TID pueden variar según la persona y sus circunstancias específicas.

Tratamientos del Trastorno de Personalidad Múltiple

El tratamiento del TID suele incluir psicoterapia individual y de grupo, así como medicación para aliviar los síntomas. Los objetivos de la terapia suelen ser establecer una relación terapéutica segura y sana con el paciente, ayudarle a comprender y afrontar la disociación y otros síntomas y, finalmente, integrar las distintas identidades en un sentido del yo más sano y cohesionado. En algunos casos, el terapeuta también puede utilizar otras técnicas, como el grounding, para ayudar al individuo a sentirse más conectado con su cuerpo y con el mundo que le rodea.

También puede utilizarse medicación para ayudar a controlar los síntomas del TID, como la depresión y la ansiedad. Los inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina (ISRS) y otros medicamentos antidepresivos suelen utilizarse para ayudar a tratar este tipo de síntomas, aunque la medicación concreta dependerá de la persona y de sus síntomas específicos.

Estrategias de afrontamiento para personas con trastorno de personalidad múltiple

También existen varias estrategias de afrontamiento recomendadas que las personas con TID pueden utilizar para ayudar a controlar sus síntomas y mejorar su calidad de vida. Técnicas como el mindfulness y el grounding pueden ayudar a las personas con TID a sentirse más conectadas con su cuerpo y con el mundo que les rodea. También puede ser útil desarrollar una rutina regular, así como establecer objetivos y prioridades específicos para ayudar a controlar los síntomas. Desarrollar una red de apoyo de familiares y amigos también puede ayudar a proporcionar apoyo adicional y un sentimiento de conexión a las personas con TID.

Conclusión

El Trastorno de Personalidad Múltiple (TDP) es un raro estado psicológico en el que existen dos o más personalidades distintas y separadas dentro de un individuo. Las personas con TID suelen tener otros problemas de salud mental y pueden experimentar problemas importantes en su funcionamiento diario. El tratamiento del TID suele incluir psicoterapia individual y de grupo, así como medicación para aliviar los síntomas. También hay varias estrategias de afrontamiento recomendadas que pueden ayudar a las personas con TID a controlar sus síntomas y mejorar su calidad de vida.

Comparte:

Realiza un Test:

Para leer: