Trastorno Alimenticio: Tipos Causas y Tratamientos

Encuentra un psicólogo y reserva hora
Selecciona una fecha para tu cita, tu previsión y sucursal de preferencia
Planyo online booking system

Citas Online

Citas Presenciales

Bajos Aranceles

Fonasa e Isapre

¿Tú o alguien que conoces está luchando contra un Trastorno de la Conducta Alimentaria (TCA)? Los trastornos de la conducta alimentaria son un problema de salud mental complejo que afecta tanto a la salud mental como a la física. Comprender los distintos tipos de trastornos alimentarios, sus causas y los posibles tratamientos es importante para quienes padecen esta afección y para sus seres queridos. En este artículo exploraremos los distintos tipos de trastornos alimentarios, las causas subyacentes y los tratamientos eficaces.

Tipos de trastornos alimentarios

Existen muchos tipos de trastornos alimentarios, siendo la anorexia nerviosa y la bulimia nerviosa los más comunes. La anorexia se caracteriza por una distorsión extrema y debilitante de la imagen corporal y un miedo intenso a engordar. Las personas que padecen anorexia intentan mantener su peso corporal extremadamente bajo comiendo muy poco o nada. Por otra parte, la bulimia se caracteriza por periodos de ingesta excesiva, seguidos de comportamientos compensatorios como vomitar, utilizar laxantes o hacer ejercicio excesivo.

El trastorno por atracón, el Trastorno Alimentario más común, se caracteriza por comer en exceso cuando no se tiene hambre, a menudo seguido de sentimientos de culpa o vergüenza. Otros tipos de trastornos alimentarios son el trastorno por evitación/restricción de la ingesta de alimentos, la pica y la ortorexia. El trastorno evitativo/restrictivo de la ingesta de alimentos se caracteriza por el miedo a comer, la pica se caracteriza por comer cosas que no son alimentos, y la ortorexia se caracteriza por una obsesión por comer «limpio».

Causas de los trastornos alimentarios

No se conoce la causa exacta de los trastornos alimentarios, pero hay una serie de factores de riesgo que se han asociado al desarrollo de trastornos alimentarios. Estos factores de riesgo incluyen una imagen corporal negativa, baja autoestima y pautas alimentarias poco saludables, como hacer dieta. Además, ciertos genes pueden desempeñar un papel en el desarrollo de los trastornos alimentarios. También se sugiere que las presiones culturales y sociales para estar delgada, junto con la exposición a traumas o abusos, pueden contribuir al desarrollo de los trastornos alimentarios.

Tratamientos de los trastornos alimentarios

Tratar los trastornos alimentarios puede ser difícil, pero es esencial para la recuperación. El objetivo del tratamiento de los trastornos alimentarios es ayudar a cambiar los pensamientos, actitudes y comportamientos perjudiciales asociados al trastorno, y ayudar a las personas a desarrollar estrategias de afrontamiento saludables. Existen diversas opciones de tratamiento para las personas con trastornos alimentarios, como la psicoterapia, la terapia cognitivo-conductual (TCC), la terapia familiar y la terapia de grupo.

Además de estos tratamientos psicológicos, también existen tratamientos farmacológicos que pueden ser útiles. Pueden recetarse medicamentos, como los antidepresivos, para ayudar a controlar los síntomas de la depresión, la ansiedad y los comportamientos obsesivo-compulsivos. También es importante desarrollar un plan de tratamiento integral que incluya una nutrición adecuada, control del estrés y atención al autocuidado.

Conclusión

Los trastornos alimentarios son un problema de salud mental grave y complejo que puede tener repercusiones duraderas en la vida de una persona. Es importante que las personas que padecen un trastorno alimentario busquen ayuda profesional para desarrollar un plan de tratamiento individualizado que les ayude en su recuperación. Los seres queridos también deben informarse sobre los trastornos alimentarios y ofrecer apoyo a quienes luchan contra esta enfermedad. Con el tratamiento y el apoyo adecuados, quienes padecen un trastorno alimentario pueden controlar con éxito sus síntomas y llevar una vida feliz y sana.

Comparte:

Realiza un Test:

Para leer: