fbpx

Qué significa soñar con una persona muerta [7 significados impactantes]

soñar con una persona muerta

Aunque los sueños por sí solos no tienen un significado, sí hablan de nuestras inquietudes y de aquellas situaciones que nos generan curiosidad.

Son miles de años soñando y esto nos ha permitido construir significados acerca de lo que sucede en los sueños.

Si te estás preguntando qué significa soñar con una persona muerta, lee hasta el final porque te compartimos las 7 interpretaciones más comunes.

 

¿Es preocupante soñar con una persona muerta?

No. Los sueños conectan con nuestras preocupaciones o anhelos más inconscientes.

Por ejemplo, Sigmund Freud decía que eran mensajes de nuestro subconsciente.

En tal sentido, soñar con una persona muerta tiene que ver más con recuerdos, conversaciones o inquietudes de tu parte que con situaciones de peligro reales.

Incluso descubrirá cómo la muerte es también un hecho simbólico y no necesariamente literal.

 

7 significados acerca de soñar con una persona muerta

A continuación descubrirás 7 significados comunes acerca de este tipo de sueños.

1. Hay un dolor que aun no has superado, pero que estás trabajando

Comencemos por comprender que cuando alguien fallece el impacto es fuerte. No estamos hablando acerca de cualquier hecho cotidiano, sino de un evento que trastoca nuestro “fluir” en la vida.

Aun cuando la muerte esté siempre garantizada, su irrupción no deja de ser trágica y esto nos condiciona, nos perturba.

Ese dolor se expresa a través de distintos medios, incluidos los sueños.

Incluso es frecuente que, una vez que la persona ha fallecido, tengamos sueños con ella en el que desarrollamos conversaciones que sentimos que nos quedaron pendientes.

Si la persona murió recientemente y sueñas con ella, despreocúpate. No solo es normal, sino una forma sana que tiene nuestro cerebro de procesar el duelo.

 

2. Hay que no terminas de resolver

Cuando alguien se pregunta qué significa soñar con una persona muerta suele tomarse esto como un mal presagio o como una idea asociada directamente a la muerte.

No es así.

Los asuntos que tenemos por resolver y que nos negamos a ver, suelen aparecer en forma de personas que ya no están entre nosotros, tal vez como un medio para recordarnos que ya resolvimos un asunto similar en una ocasión anterior y que en ese momento contamos con su apoyo.

Aprovecha este momento para tomar acciones concretas y resolver esa situación.

 

3. Tienes una relación que no disfrutas, pero que te niegas a terminar

Tal como ya te lo adelantamos, los sueños no son lineales. Cuando sueñas con una persona muerta no necesariamente el sueño está relacionado con dicha situación.

La muerte es muchas veces simbólica. Todo muere, de hecho.

Mueren los ciclos, las relaciones, los días, las situaciones. La muerte, pues, simboliza, el final también.

Negarse a terminar una relación es negarse a que “muera”. Y claro, esta situación duele y es difícil que no se manifieste de alguna forma, por ejemplo, en los sueños.

 

4. Sientes que necesitas que la persona fallecida te dé un consejo

¿La persona fallecida que aparece en tu sueño fue alguien de autoridad para ti?

Por ejemplo, si se trata de una persona con ascendencia en tu vida, cuando estés en una situación difícil, es muy probable que termines soñando con ella.

Si este es tu caso, procura lo siguiente:

Piensa en la forma en que esta persona te ayudó cuando lo necesitabas y en el tipo de consejos que te daría ahora mismo.

Dedícale el tiempo suficiente a esta actividad y toma nota sobre papel de lo que consideres valioso.

 

5. Tu vida familiar necesita un giro radical

Si sueñas con un ser querido, pudiera tratarse de un mecanismo propio para reflexionar acerca de cómo vives la vida familiar.

La muerte nos pone en contexto acerca de lo breve que es la vida, pero sobre todo de su fragilidad.

Normalmente asumimos que nuestra vida y la de nuestros familiares jamás se apagará. Sabemos que no es así, pero pensar lo contrario puede llegar a producirnos incluso sufrimiento.

El sueño con una persona fallecida, sobre todo si ha sido parte de la familia, puede ser un recordatorio de lo importante que es compartir tiempo con tus seres queridos, incluidos amigos y familiares.

En una sociedad como la nuestra, sabemos de la importancia que tiene el trabajo para cumplir nuestros propósitos, pero no por ellos debemos olvidar otros ámbitos como el personal ni el familiar.

Si sientes que tu vida está desbalanceada en alguno de estos aspectos, es momento de que evalúes tus prioridades antes de que sea demasiado tarde.

Soñar con una persona muerta puede ser una forma de evitarte la culpa de no haberle dedicado más tiempo a la gente importante en tu vida.

 

6. Sientes que lo que estás viviendo te sobrepasa

Si sueñas con alguno de tus padres fallecidos, esta pudiera ser una respuesta subconsciente a una situación que te cuesta gestionar.

Los padres representan el apoyo, el acompañamiento y la guía en situaciones difíciles, es por eso que en circunstancias complejas solemos soñar con ellos.

Pregúntate quien puede ayudarte a lidiar con la situación que estás viviendo. Tal vez necesites un especialista en el ámbito que te ayude a destrabar la preocupación que te invade actualmente.

 

7. Tus proyectos están encaminados al éxito

Soñar con una persona muerta no tiene por qué ser algo a lo que temer, ni siquiera algo por lo que preocuparse.

También puede significar que estás bien, que sientes satisfacción y alegría por tu situación actual, con lo que, de alguna forma, evocas en tus sueños a esa persona para contarle o mostrarle lo bien que te va.

Incluso hay personas que despiertan llorando después de un capítulo similar.

En este tipo de sueños se le suele mostrar a la persona fallecida un nuevo niño en la familia, una adquisición especial o un logro relacionado con los estudios o trabajo.

Conclusión

Soñar con una persona muerta es uno de los sueños que más nos preocupa.

El significado que tiene la muerte en nuestra cultura hace que muchas veces nos alarmemos frente a este tipo de sueños.

Sin embargo, como ya lo viste a lo largo del artículo, no necesariamente representan algo negativo y, por el contrario, muchas veces están asociados a estados de bienestar.

Sí este tipo de sueño es recurrente y te preocupa, agenda ya con uno de nuestros psicólogos especialistas.

 

Comparte este artículo

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en pinterest
Compartir en print
Compartir en email