Alimentación saludable para una mente en equilibrio

Alimentación saludable para una mente en equilibrio
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

La alimentación es la base para alcanzar el equilibrio emocional ¿Por qué? Cada nutriente es fundamental para promover ciertos cambios en el organismo, capaces de afrontar los síntomas que puedan generarse por el estrés, crisis, ansiedad o patologías crónicas que impactan el bienestar emocional.

Pero, ¿Cómo se puede alcanzar el equilibrio mental? Implica la estabilidad de ciertos elementos que participan continuamente y de forma simultánea en el sistema nervioso, tales como:

  • Memoria: Capacidad para retener información de corto y largo plazo.
  • Concentración: Fundamental en el rendimiento óptimo del individuo, sin caer en la hiperactividad o hipoactividad.
  • Estabilidad emocional: Se logra mantener bajo control las expectativas, concentrándose en lo que realmente importa, permitiendo un equilibrio entre los deseos, pensamientos y acciones.
  • Equilibrio cognitivo: El cual se limitan las malinterpretaciones o distorsiones de la realidad, en el que solo se vive la experiencia, desechando los estereotipos y prejuicios

A su vez se logra generar un estado de bienestar, al liberar la mente de todos los aspectos conflictivos o negativos, destacando manteniendo presente su potencialidad, sabiduría, creatividad y compasión.

Relación entre la mente y la alimentación saludable

Alimentación saludable para una mente en equilibrioCuando comemos influimos tanto en la forma como nos sentimos, como de manera inversa, es decir que si presentamos angustia es probable que nuestra manera de comer cambie significativamente, por lo que su vinculación es básica, aunque es algunos casos se pudiese pensar que si tenemos un mayor autocontrol nuestra alimentación mejorará, pero es un proceso que requiere que se genere de forma simultánea y constante.

Si se utiliza la comida para generar o calmar un estado emocional, genera un círculo vicioso entre la preocupación por el peso y los cambios en el organismo, desencadenando la inestabilidad emocional que se trata de ocultar a través de ello. Pero si se aprovechan los alimentos ricos en nutrientes puede en contraparte generar un importante beneficio y estabilidad, siempre y cuando se consuma moderadamente.

¿Cuáles son los nutrientes que participan activamente para alcanzar el equilibrio mental?

  • Lácteos: Al contener triptófano se producen en el cerebro los químicos suficientes que promueven el neurotransmisor de la felicidad como la serotonina generando un estado de relación y percepción positiva ante la vida.
  • Frutos secos: Potencia la serotonina, disminuyendo significativamente el apetito o ansiedad, sueño, problemas de digestión y el ánimo en general. Por otro lado, específicamente las nueces y las almendras al ser ricas en fósforo, generan un importante impacto en el rendimiento intelectual.
  • Huevo: Por sus nutrientes de colina, es parte de los alimentos clasificados altos en vitamina B, las cuales protegen principalmente el sistema nervioso, otorgándole los aminoácidos necesarios que a su vez no puedan ser producidos por el organismo, generando una mayor capacidad de concentración y memoria.
  • Cacao: La integración de antioxidantes como flavonoides, logra disminuir el cortisol, destacada como la hormona del estrés, influenciando en el estado de relajación. Se considera que los chocolates que contienen un 70% de cacao son más efectivos. De igual modo, el aumento del flujo sanguíneo en el cerebro permite el mejoramiento de la memoria.
  • Té verde: Como antioxidante tiene funciones muy similares a las del café, no obstante, posee propiedades que no generan adicción y a la vez tiene un aporte mucho mayor en el organismo.

¿Cómo establecer una alimentación saludable frente a la exposición a los alimentos poco nutritivos?

Es evidente que cada día es mucho más complejo lograr mantener una alimentación libre de productos no procesados o que no tengan aditivos, persevantes o sean altos en calorías. No obstante, instituciones dedicadas a la protección de la salud tanto física como emocional, se ha dedicado en obligar a las empresas en sincerar el contenido de los productos para que haya una mejor conciencia de lo que se consume y el efecto que pueda generar en el organismo.

Un consumo moderado es la mejor manera de generar un equilibrio mental partiendo de la alimentación, ya que todo en moderación puede llegar a ser bueno o al menos poco dañino, si decidimos optar por los excesos, los daños pueden convertirse hasta en irreversibles.

Por su parte, uno de los más grandes enemigos de la mente son la azúcar, el alcohol, y el tabaco en desencadenando una importante alteración en el sistema nervioso, como la dependencia, disminución en el rendimiento y probabilidad de desarrollar enfermedades crónicas provocadas por su consumo, como la diabetes, cirrosis hepática o cáncer.

El compromiso parte de la mejoría y los beneficios que podemos obtener, logrando un mejor rendimiento tanto en el trabajo, como la academia o el hogar.

Recomendaciones finales

Cuando se mantiene una alimentación saludable, es fundamental que se combinen distintas actividades complementarias para lograr el equilibrio emocional, tal como un buen descanso nocturno, realizar ejercicio, mantener efectivas relaciones sociales, crear entornos de trabajo o estudio positivos con metas realistas.

Si quieres alcanzar una alimentación saludable es indispensable una red de apoyo que te permita establecer hábitos alimentarios para mejorar tu calidad de vida.

Comparte este artículo:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

Paseo Bulnes 317 of 611, Santiago / Rafael Cañas 16 of J, Providencia / +56223683079